Ramírez Urología

Cáncer de Riñón

cancer de rinon

¿Qué es el cáncer de riñon?

El carcinoma de células renales (CCR) es el tumor sólido más frecuente en el riñón. Supone el 90% de todos los tumores malignos del riñón.

Existen diferentes tipos de cáncer renal, siendo el más frecuente el carcinoma renal de células claras y en menor medida el subtipo papilar (tipos I y II) y el cromófobo.

¿Cuáles son los factores de riesgo del cáncer de riñón?

Los principales factores de riesgo son el tabaco, la obesidad y la hipertensión (presión arterial elevada). Por lo que un estilo de vida saludable es fundamental para su prevención (pérdida de peso, cese del hábito tabáquico e incrementar la actividad física).

¿Qué síntomas produce el cáncer renal y cómo se diagnostica?

El cáncer renal puede manifestarse por síntomas como hematuria (presencia de sangre en la orina), dolor en la región lumbar o afectación del estado general. Sin embargo, en la actualidad la mayoría de los tumores renales son descubiertos de forma casual en exploraciones radiológicas (Ecografía abdominal, TAC), siendo el tamaño de estos inferior a 4cm, lo cual permite la realización de tratamiento curativo y la conservación del tejido renal sano. Por tal motivo se recomienda la realización de revisiones periódicas por un especialista en urología.

sintomas cancer de rinon
tratamiento cancer de rinon

Tratamiento

El tratamiento de los tumores malignos del riñón depende del tamaño, extensión y localización del tumor dentro del riñón. Además, se tiene en cuenta la función del riñón contralateral, el estado general del paciente, su edad y la presencia de otras enfermedades.

La cirugía es el tratamiento estándar del CCR, ya sea mediante la extirpación de la totalidad del riñón (Nefrectomía radical) o la extirpación del tumor conservando la parte sana del riñón (Nefrectomía parcial).

Estas cirugías se pueden realizar con distintas técnicas: laparoscopia, laparoscopia asistida por robot da Vinci o en casos seleccionados la cirugía abierta.

La elección de la técnica quirúrgica está en función de las características del tumor y del paciente. Por tal motivo destacamos la importancia de realizar las revisiones urológicas periódicas que permiten su detección precoz, un tratamiento más eficaz y un mejor pronóstico.